23 de abril de 2015

Cine y Arquitectura en China

Panel de la exposición EXPORT
Hace unas semanas estuve viendo en Madrid una exposición en la Fundación ICO titulada EXPORT: Arquitectura española en el extranjero, cuyo comisario es el ubicuo Edgar González. No voy a hablarles de ella, sino sólo de un panel, que reproduzco aquí y que me recordó la figura del arquitecto español Abelardo Lafuente García-Rojo, reivindicada por el también arquitecto español Álvaro Leonardo
Lafuente tuvo  mucha relación con otro español, Antonio Ramos, copio un párrafo del Instituto Cervantes donde lo explica: «La figura de Lafuente está íntimamente ligada a la de otro español, Antonio Ramos Espejo, para el que diseñó sus mejores teatros y su propia y espectacular mansión. Ramos había rodado las primeras imágenes cinematográficas de que se tiene constancia en Filipinas, donde también intentó sin éxito hacer negocio en la exhibición cinematográfica. Decidió entonces probar suerte en la París de Oriente, donde estableció en 1903 el primer espacio dedicado únicamente a la exhibición de películas en la tetería-lupanar Qingliange (El Pabellón del Loto Verde) en Sima Lu –hoy, Fuzhou Lu--. Gracias a sus técnicas de mercadeo, el éxito fue fulgurante y le permitió construir el primer teatro cinematográfico de China, el Hongkew Cinema, inaugurado el 22 de diciembre de 1908 en la confluencia de las calles Zhapu y Haining. Siguieron a este al menos otros cinco cines, entre los que se encontraban los mejores de la ciudad, que lo convirtieron en la principal referencia de la exhibición cinematográfica en China hasta 1926, cuando, ante el empeoramiento de la situación política, alquiló sus teatros y partió a España, donde fundó el cine más moderno del país en el momento, el Rialto, en la Gran Vía madrileña».
Esta relación entre un arquitecto y un cliente, que es además exhibidor cinematográfico, no es nueva y ha producido estupendos ejemplos de edificios cinematográficos, lo original en este caso es la relación entre españoles, hace muchos años y además tan lejos de su país.
Es curioso que hace muchos años un "historiador" de mi ciudad me dijo que el cine lo había llevado a China una persona que había nacido en la isla de La Palma en las Canarias. Las patrañas se van repitiendo hasta que llegan a convertirse en leyendas.
Publicar un comentario
Related Posts with Thumbnails